sábado, 29 de noviembre de 2014

EL PROCESO



El proceso de quererte fue una margarita
un amor amarillo y verde
en las noches lucía verde como las algas marinas
en el día amarillo como la luz del ocaso

El proceso de quererte se fue deshojando
el amor amarillo y verde tendió a desteñirse
fue una tristeza de colores secos
en la noche florecía oscura y aterida
en el día 
era parda como árbol en otoño

El proceso de olvidarte fue un el invierno
el recuerdo afloraba 
como cien primaveras juntas
de noche incendiaba los motivos en la ausencia
de día intentaba asfixiarme con la margarita

Mientras llovía
florecía el entorno de sus caricias muertas
llovía y lloraba
era una lluvia de lágrimas perdidas, resecas.

El proceso de quererte jamás retornó
lo único que volvió 
fueron las ganas de olvidarte

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada