miércoles, 17 de febrero de 2016

POEMAS FUNESTOS Y DESGARRADORES


FUNESTO DÍA
El día que se marchó no dijo una palabra
las almacenó
en un baúl de silencios rotos
las guardó
en la semipenumbra de una labia ausente
las ocultó
entre sus labios quietos
las sumergió
entre la médula de la soledad
y dibujó
sobre la piel húmeda de su olvido

El día que decidió batirse en duelo con la tristeza
se desplomó
el rumbo que acogía en la mano
sembró
espinas en el agua donde se limpiaba
enterró
en su cabeza un dedal de tierra calcinada
de su pensamiento retoño un borde de flores
una esperanza perdida
creciendo sumisa
en un océano en blanco y negro

El día que todo fue enterrado en el abandono
el cielo perdió al sol y sus estrellas
la luna quedo mirando la grande angustia
y observando atónita como la lloraba.


RUTINA ENSOÑADORA
Siempre soñó con verla regresar a sus manos
sus yemas se quemaban con el aliento del sol
sus ojos se cuajaban de láminas claras
sus amaneceres eran un calvario inusitado
sus días eran crucificados por el martirio

Siempre soñaba con volver a tenerla
vibrante en sus cortinas blancas, tiernas
vívida entre sus sabanas, estampas de primavera
arremolinada en su pecho en tormenta
dibujaba, esculpía, laceraba
una borrasca de palpitaciones hermosas.

Siempre soñó con volver a abrazarla
sintiendo sus labios al compás de una danza
acariciando sus palabras, la ternura, su alma
palpando cada emoción
cada entrega apasionada
tocando su carne tersa
apretando con suavidad su torso travieso
dejándose llevar hacia un precipicio de emociones
viviendo la vida
existiendo.

Mas cuando la tuvo de nuevo
continuo soñando que regresara.


SIEMPRE LA QUERRÉ
Mirando el silencio como se la traga
engullendo pesares que rompen en soledad

Siempre la querré mirar sonriente en las palmas
Aplicando un vendaval de emociones silvestres
soltando espumarajo de sensaciones por los ojos
locos de contento al recordarla
loco de deseos por tenerla…

Siempre la querré corriendo tras su perfume
soñando con tejer en sus motivos aventuras
un cordel de palabras apretadas
abotonadas al torrente sanguíneo, enloquecido
untando en el laconismo una nota que cabalga
brioso como un corcel con alas blancas
ansioso, caminando, mirando su resplandor
besando la ansiedad
besando sus recuerdos
bebiendo a sorbos su boca

Siempre la querré sonriente, a mi lado
oyendo la música intensa de un Julio Iglesias
entonando notas de un cello que llora quereres
un vuelo que duerme soñando con corazones,
siempre la querré mía, sintiendo, suspirando
y que el viento siga rompiendo en mi cara
sus olas
su fuego
su querer
y el mío por ella…


A PEDIR SE QUEDARÁ
Cuando se muere inevitable un buen amor
en el lodazal quedan balando los sabores
viejas baladas inolvidables
gimen encharcando todo
nace ligera una mezcolanza de lágrimas
ahítas en el pantano humedecen el pendón
la cuerda de una bandera se revienta
esparce sus colores entre el barro obscuro
sus estrellas flotan en la piel de la pasta húmeda
el lodazal es un camino que nutre la melancolía
una efímera ocasión besa las vértebras abiertas
el corazón es un resorte que grita sin parar
afuera, después de las tierras blandas, llora
recuerdo incesante rompiendo escalas
los aromas huelen a tiempo sin retorno.

Más allálo que queda, sin aliento
es un desperdicio infame, coniforme,
volar ya no importa, escribir con sangre, menos
solo se desea que regrese lo que se ha perdido
los errores viles sesgan, son fatales, imborrables
lo demás es solo pesar, lágrimas y dolor
muchodolor…

Cuando tengas un buen y grande amor, recuerda
“El que no cuida lo que tiene a pedir se queda”


MUJER COBARDE
¡Ah!
¿Por qué guardas inquietudes mujer cobarde?
desprecias mi vertebra partida en lamento
alucinas mientras descorro ecos, lágrimas, llantos
sonríes causando alergias de descontentos
contaminas los días claros
aquellos azules como el perfil de tus ojos
los manchas con el tizne de tus nubarrones
los entumeces con el humero de tus emociones
se dispersan,  se desvanecen ligeros
¡Como sufro al besar mis penas¡

¿Tengo yo la culpa de auto morir amando?
resuello como un toro furibundo, enardecido
he ahí el dolor que parte aciago, histérico
se funde con los gritos del silencio
se amarra a las caricias de un águila negra,
el sosiego durmiente toca clarines, espigas
ases de hierba fresca aun con faroles verdes
la espuma de tu voz de hembra es un bosque
húmedo, un fractal que hierve, ¡aleluya!
mientras tu sonrisa es un algodón
la tierra engulle mis lágrimas rebeldes.

Mujer cobarde tienes miedo
tu entrega es un tren que se ha descarrilado
solo quedaron ferros retorcidos, carnes, tendones
dolores de cabeza…
¿Dónde estás que no te tengo?
¿Acaso se ha ido el dolor?

No es fácil pensar o mirar
¿Para que mirar si no puedo comerte?
¿Para qué pensar si ya te he pensado miles de veces?


EL DISCÓBOLO MÁS MIRÓN
El discóbolo de Mirón, mira, se alborota
mirando se pierde entre las retinas
un disco hierve entre los dedos tibios
dos ojos perfilan en la distancia un ritmo
saltan como grillos ojones en el árido suelo
el retumbar de un golpe gira voluminoso
es una rueda en la conciencia, ve un calvario
mirando ansiedades desconocidas
observando un cielo que descorre rime
contemplando una lluvia, tejiendo sueño
derritiendo labios pintados
derritiendo maquillaje del subconsciente
cauterizando una piel que desangra tonos nuevos
disolviendo un motivo, desempolvando lágrimas
lloviendo sonrisas sobre un suelo al rojo vivo

Que sensación de paz mirando el sosiego
el discóbolo de mirón, mira, gira, rueda
hace un saltimbanqui de luceros en la hierba
hace un arrebato de tormentas blandas
rueda la plegaria, el deseo más encumbrado
se oye la plegaria, la pasión desenfrenada
y ella
mira y más mira con los ojos cerrados
cuando yo, su discóbolo, el más mirón
incrusto mi disco en su monte de venus
¡Oh! Mi vida se descarga mirando

MI NOVIA ES UNA COMPUTADORA
Mi novia es como una computadora
cuando la enciendo se calienta
cuando la apago se enfría
cuando la reseteo quiere más
cuando acaricio sus teclas
habla palabras firmes
me dice que me ama
me susurra que es viento cálido
que no la apague para seguir viviendo

Su corazón es un micro en ebullición
Un corazón y mente que se fusionan en caliente
Sus periféricos integrados
cantan tonos,
imágenes esplendentes,
vídeos vividos
su cuerpo
es una pantalla de huesos, carnes, tendones
sus ojos diodos led que no se cansan de mirar
es una magia que encandila la razón

Mi novia es una computadora…

MIS LETRAS DE ELLA
Hace tiempo que suspira por mis letras
para ellas son una lluvia de mocedades
un batallón de nubes arrumbando nostalgia
cargando pasión precipitada, fluida, ligera
atrapada en una atmósfera viajera, efímera
llena de eléctrica ansiedad, apasionada, encumbrada.

Cuando lee mis palabras, se endulza, sueña,
gime como una niña enguerada, mimada
su corazón de hilo tiembla apresurado, se arrima
se aferra a un bosque de silvestre anatomía, sufre
abreva en el pozo profundo del agua de mis manos
besa la piel de mis poemas, los perfuma con su ritmo
canta cada frase como si fueran parte de su piel, siente
se quema entre un remolino de sensaciones, llora
siente fenecer ligera, noble se inclina al borde de los versos
oye mi cantar sobre aguas de un manantial ignoto,
mis letras acarician su piel ansiosa de mis deseos
vibra y llora por mi llegada, se desgasta
espera mientras no pasa nada, fallece
los días se ausentan, grita…

Mis letras…

LA ESPERANZA ESPERANDO
La claridad silvestre aúlla con el alba fresca
los recuerdos se confunden con la floresta
el aroma de los pétalos escoge el camino
en el camino están sus huellas
en la hierba florida el verde refleja esperanza
la esperanza se incrusta dulce en su reflejo
las aguas tranquilas me muestran su rostro
es un espejo…

En la débil claridad de su hermosura
brilla su piel blanquecina, es una antorcha
fuego abrasivo que sesga con el pensar

es la esperanza esperando…

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada